¿UN FUTURO SIN ABRAZOS?

¿UN FUTURO SIN ABRAZOS?

¿UN FUTURO SIN ABRAZOS? 469 1280 AnaCastroLiz

El distanciamiento social y el estrés que produce el coronavirus podría reducir querer ligar en estos tiempos

Este verano el ocio y los planes sociales son diferentes a cualquier otro año de nuestras vidas, ya que debido a esta “nueva normalidad”; la higiene de los geles en las manos, los cubre bocas, y respetar la distancia física recomendable, nos recuerdan que existe un virus que nos puede jorobar bien la vida y a la de nuestro entorno más vulnerable. El miedo al contagio y los brotes continuos, hacen que se repriman las ganas de salir de fiesta o acudir a eventos sociales donde el riesgo de transmisión puede ser mayor y que a muchos se les quiten las ganas de ligar en cualquier plan al aire libre.

En la mente de los solteros o recién separados, revolotea la idea de ¿qué será del sexo? ¿se podrá ligar igual?.

Poco se sabe si aparte de por las gotitas que pueden trasmitirse de boca a boca, o nariz a boca, se puede contagiar el SARS-CoV-2 por los flujos que intervienen en las relaciones coitales sin usar preservativo o tampoco se sabe mucho si el hecho de protegerse sexualmente pueda evitar el contagio. Somos seres emocionales, necesitamos el contacto físico para vivir, nos han retirado la posibilidad de darnos besos o abrazos a nivel social, solo nos queda esperar a una vacuna para que todo vuelva a ser como antes, pero mientras tanto, la gente quiere seguir viviendo, divertirse y conocer a posibles candidatos o candidatas con quien interactuar sentimentalmente, pero ¿se está tardando ahora más en llegar a tener relaciones por el miedo al contagio y se da más tiempo a conocerse poco a poco?.

Las prisas no son buenas

Según la edad y tu situación previa, tendrás más ganas de ir directo al grano o esperar un poco más. El aumento de buscar en aplicaciones conocer a personas nuevas o las horas que se invierten en las redes sociales para chatear, se ha disparado increíblemente. Vayas por donde sea, observas a cualquier persona pegado a su móvil durante largo tiempo; ya sea en una terraza, en la parada de un bus, o andando por la calle, y es que la adicción a estar conectados, nos ha acercado a comunicarnos casi solo de esta manera, por lo que puede ser una medida de contención positiva en estos tiempos, ya que permite un espacio para relacionarnos y conocernos de forma más segura y comedida, alargando las conversaciones para poder conocerse mejor y retrasando la intimidad por el miedo al contagio, dando cabida esta manera, a averiguar si existe más afinidad o no, y a partir de ahí determinar si habrá sexo o no, más adelante.

La duda de muchas personas, para tener relaciones sexuales seguras, además de los métodos adecuados, sería si es conveniente llevar mascarilla en la boca, complicando los besos suaves o pasionales, que sabemos que es algo que facilita la excitación sexual.

Empezar una nueva relación en verano es muy emocionante porque parece que existen más alternativas de pasárselo bien y hacer más cosas que en otra época del año pero aun así no tienes garantías de que la persona que tienes delante no pueda infectarte, la conozcas de antes o no.

Las caricias

El sexo más seguro es con uno mismo, incluso tu pareja estable puede contagiarte porque ahora todos salimos a la calle y en cualquier lugar puede existir riesgo, ¡no puedes bajar la guardia!.

Tocarse, acariciarse y utilizar posturas sexuales que no sean de cara a cara, podría asegurarte un menor riesgo de contagio.

La falta de contacto físico provoca que se necesite más, y sobre todo si has pasado o estas atravesando una situación vulnerable, requieres de más atención y afecto, y lo que antes podía curarte como es; un gran abrazo, ahora tienes que pensarte muy mucho con quien dártelo.

La gran mayoría de las personas sobre todo en edad adulta, han invertido tiempo en estos meses atrás en meditar sobre su vida al pasar tanto tiempo en su casa, y eso ha reforzado la autoestima y descubrir que es lo que se quiere con respecto a las relaciones sentimentales.

On-line

Otro método muy seguro si deseas tener relaciones sexuales es tener sexo virtual, ya que mientras exista distancia y dure la desconfianza, es algo que puede muy bien suplir los deseos, en esas relaciones incipientes que puedan surgir en este verano, sean con finalidad estable o esporádica.

Esto no quiere decir que muchas otras personas no se lancen o atrevan a tener sexo esporádico, porque a algunos parece que se les ha olvidado la situación que estamos viviendo a nivel mundial y el miedo les ha abandonado.

La tecnología ayuda a tener citas virtuales, es una forma cómoda y rápida, puedes conocer a mucha más gente y sentirte como si viajaras. Centrarse en buscar el amor puede ser un buen antídoto para no caer en angustia o preocupaciones constantes, ya que la ilusión de conectar con alguien te ayudará a tener más ánimo. Además conocer a una persona en una situación de este tipo puede unirte más al ser una situación excepcional de incertidumbre mundial.

Consejos para tener relaciones seguras

  • Conversa mucho. Tómate tiempo para descubrir si eres afín con quien estas conociendo, y si compartís la misma visión de vida. La primera conexión debe ser la conversación, si esta fluye correctamente, y te sientes cómodo, puede ser un perfecto inicio de algo duradero.
  • Se responsable, y procura mantener tus medidas de seguridad y que puedas confiar en que la otra persona también las cumpla, antes de conoceros o que le abras las puertas de tu casa. Con pandemia o no, si no conoces da nada a esa persona, se prudente y no compartas todos tus secretos ni toda tu vida, sin saber con quién estás.
  • Hazte la prueba. Es la mejor garantía si quieres tener intimidad, haber pasado el Covid-19 o que una prueba de anticuerpos te dé positiva no es una garantía definitiva de que eres inmune a la infección y no te olvides que, si existen dudas, el sexo debe ser con mascarilla.

Convivir con el virus puede ser visto como una oportunidad para crear conexiones más profundas con los demás y buscar lazos afectivos mucho más allá del plano sexual, y dedicarse a otros aspectos tan interesantes y placenteros.

Articulo escrito 5 septiembre 2020 para El Progreso de Lugo

Dejar una Respuesta